Un millón de cisternas · Brasil

CONSTRUYENDO CIUDADANÍA EN EL SEMIÁRIDO BRASILEÑO

El Nordeste Brasileño es una región semiárida de 974.752 km2, con 22 millones de habitantes. El cambio
climático está creando situaciones de escasez de agua que podrían llegar a provocar éxodos, como los
del Sahel Africano. En este caso, no obstante, la Articulación en el Semiárido Brasileño (ASA), una red
con 700 organizaciones ha evitado ese posible desastre humanitario.

Aunque el discurso oficial del Gobierno Brasileño ha estado siempre vinculado a grandes proyectos
hidráulicos, como el Trasvase del Río San Francisco, un poderoso movimiento social se ha opuesto desde
el San Francisco, con el apoyo de ASA en el Nordeste. Estos movimientos denuncian que dicho trasvase,
con un presupuesto inicial de 1.500 millones de Euros para construir un doble canal de 700 km, tiene como
destino abastecer grandes regadíos para agro-negocio de exportación, agrocombustibles y camaroneras.

Sobre la base de reconocer el acceso al agua potable como un derecho humano, y frente a ese megaproyecto,
la ASA promueve el Programa 1 Millón de Cisternas Pluviales, que garantizarán agua de calidad a cinco
millones de personas. Ya se han construido 190.330, en más de mil municipios, y 187.923 familias se han
formado en la gestión de aguas sobre la base de ese sistema de cosechas pluviales.

más info

Textos: Pedro Arrojo y Marisancho Menjón
Fotografía: Roberta Guimarães, João Zinclar y Renato Lima

Esta entrada fue publicada en America, Victorias y soluciones. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.